El auge de cloud y big data redefinen la industria del almacenamiento

numeros

El auge del modelo de servicios de TI cloud computing y el incremento exponencial de datos de todo tipo, datos que es preciso analizar para extraer verdadero partido de la información, están redefiniendo la industria de las tecnologías de la información en general y la del almacenamiento de datos en particular. Por ello, grandes tótems del mundo del almacenamiento como EMC están evolucionando en los últimos años a nuevas plataformas que permitan a sus clientes incrementar su eficacia y eficiencia a la vez que arañan nuevo negocio de mano de la analítica.

“Si la nube significa una mayor eficiencia para las organizaciones, big data significa la posibilidad de desarrollar nuevo negocio”, aseveraba en un encuentro con la prensa Alejandro Giménez, director de Tecnología de EMC en España. Precisamente ambos conceptos conforman dos de las estrategias claves de la firma de almacenamiento, según Fernando de la Prida, director general de la filial española. El tercer concepto no es otro que el de seguridad, eso sí, añadía Giménez, no la seguridad tradicional sino una seguridad inteligente: “Los centros de datos cada vez están más gobernados por el software. Digamos que la infraestructura vale más que la ‘cacharrería”.

En esta línea, la empresa de origen americano está trabajando para “acelerar el despliegue de modelos cloud en los clientes, hacer más escalables las infraestructuras precisas para soportar el big data e incrementar la seguridad de la información”, indicaba Giménez.

Otras tendencias que el máximo responsable de Tecnología de la compañía observa en el mercado del almacenamiento son el auge de los discos Flash, la deduplicación a todos los niveles (“la idea -sentenciaba– no es almacenar distintas veces un mismo ladrillo”) y la virtualización del almacenamiento, los procesos… es decir, “huir de las infraestructuras físicas e ir hacia proyectos como la federación de centros de datos, de modo que sea posible mover servicios de un lugar a otro sin que el usuario lo note”.

Fernando de la Prida

Evolución de la compañía en España

De la Prida está satisfecho con la marcha de la compañía en España, aun en tiempos complejos como los actuales. No en vano, a pesar de la crisis, la firma ha aumentado su negocio un 2% en nuestro país (la corporación creció un 9% en el ejercicio 2012, llegando a 21.700 millones de dólares y unos beneficios de 2.700, con un incremento del 11% respecto al ejercicio anterior).

“Estamos creciendo porque nuestra oferta se centra en las prioridades que ahora tienen los CIO: cloud, seguridad, análisis de información… Por eso podemos atacar una parte importante de los presupuestos de las empresas en TI”.

El director general reconoce que aunque hay sectores que han bajado sus inversiones significativamente en sus plataformas, como el sector público, que ha caído un 17%, otros siguen invirtiendo como la banca (“a pesar de las dificultades que ha tenido”) y el mundo telco. Dos sectores, por otra parte, que están viendo las bondades que conlleva para incrementar su competitividad las tecnologías de big data.

De la Prida espera, de hecho, firmar este año más proyectos relacionados con el área de big data en España. De momento, hay muchos proyectos piloto, reconoce, aunque también hay otras iniciativas que llevan más de un año de trabajo como la del Centro de Regulación Genómica, que utiliza la propuesta tecnológica de EMC para realizar secuencias genéticas.

Etiquetas ,
Esther Macías

Periodista especializada en tecnología, innovación, economía digital y emprendimiento. Tras un largo paso por iWorld y ComputerWorld, desde 2013 estoy inmersa en la prodigiosa aventura de TICbeat como jefa de redacción.

Contenidos Relacionados

Top